sábado, 21 de septiembre de 2013

El Washington Post y el golpe pinochetista

Eduardo DiCola, Buenos Aires (*)

El diario Washington Post en una nota que titula “La Elección en Egipto” (The Choise in Egypt) hace un análisis referente a la falta de claridad sobre su salida más adecuada. Define la situación como “inmersa en un juego de suma cero”(1). Dice que empantanados entre la Hermandad Musulmana y los militares les resulta imposible determinar qué es lo más conveniente para los Estados Unidos. De todas formas no es a este aspecto al que quiero referirme. Lo llamativo es el párrafo que dice:
“Los regímenes autoritarios que apoyamos en Corea del Sur, Taiwán, Filipinas, Chile, Brasil, incluso España y Portugal (gobernado por los fascistas hasta mediados de la década de 1970) en tiempo dieron resultados democráticos. El general Augusto Pinochet, después de 16 años de gobierno de hierro cedió a la presión de EE.UU. y permitió elecciones libres que perdió, marcando el comienzo de la era actual de florecimiento democrático de Chile. ¿Cuántas veces comunistas o islamitas han permitido que eso suceda?” (2)
No está dicho en cualquier diario. El Washington Post además de ser uno de los de más prestigioso expresa la opinión de una porción importante del establishment norteamericano.

A su vez la expresión comentada se formula en tiempos en que son innumerables los homenajes que se le está rindiendo a Salvador Allende por cumplirse 40 años del golpe pinochetista, resultando sugestivo el sentido con que la nota se refiere a Chile. Reivindica la participación de Estados Unidos en el quebrantamiento constitucional y el apoyo a la dictadura genocida durante 16 años, para luego vanagloriarse que son los artífices de la recuperación de la democracia que contribuyeron a contravenir. Finalmente reivindican para sí el monopolio de los “merecimientos”, negándoles capacidades a islamitas y comunistas para alcanzar semejantes objetivos.

En pocas líneas definen claramente que para la política exterior de USA la democracia es una mera excusa. Con democracia o dictadura lo único que importa son sus intereses. No lo disimulan. Son explícitos y lo dicen.

Ref:

1: texto original: “Egypt today is a zero-sum game”

2: texto original: “The authoritarian regimes we supported — in South Korea, Taiwan, the Philippines, Chile, Brazil, even Spain and Portugal (ruled by fascists until the mid-1970s!) — in time yielded democratic outcomes. Gen. Augusto Pinochet, after 16 years of iron rule, yielded to U.S. pressure and allowed a free election — which he lost, ushering in Chile’s current era of democratic flourishing. How many times have communists or islamists allowed that to happen?”

*: Eduardo DiCola, Ex Diputado Nacional de Argentina

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

ShareThis