viernes, 7 de septiembre de 2012

Mario Draghi inventa dinero para contener la crisis pero impone fuertes condiciones

No hay salida al euro y así lo demuestra Mario Draghi con el nuevo muro de contención que inventa desde la nada el Banco Central Europeo y que buscará frenar la crisis financiera que sacude a Europa. Si bien parte de este arsenal era esperado para frenar el derrotero destructivo que ha tomado la crisis de deuda, anunciar que habrá "cantidades ilimitadas de dinero" es algo que sorprendiò a todo el mundo. Sin duda Draghi ha querido dar un golpe de timón para cambiar el curso recesivo que ha tomado la economia europea.

El nuevo programa se llama OMT que significa "Transacciones Monetarias Directas", y es un reemplazo de varios de los anteriores programas ideados para paliar la crisis y que han fracasado, como el Programa de Mercados de Valores (SMP) que el BCE utilizó anteriormente para adquirir 209.000 millones de euros en bonos soberanos de la eurozona. Tan deficiente ha sido el SMP que estado inactivo durante los últimos 5 meses. Hay que reconocer que este plan, en o formal, es bastante contundente pero encierra una serie de mecanismos para amordazar a las economías en problemas. De esta forma solo busca contener la pandemia financiera, pero no hace nada por reestablecer el crecimiento.

Las Transacciones Monetarias Directas (OMT) tienen una pre-condición, y es que cualquier país que recibe sus beneficios ya debe estar bajo un EFSF, ESM, ECCL, o similar con un programa de ajuste fiscal vinculante y preferiblemente bajo la dirección del FMI. Este nuevo programa se centrará en la compra de bonos soberanos con vencimiento hasta de 3 años en el mercado secundario y tendrá una capacidad ilimitada para hacerlo. No habrá pre-anuncio de la escala de las compras o de cualquier rendimientos de destino. Es importante destacar que el BCE también ha eliminado la antigüedad en el programa para que los actores del sector privado en los mercados primario y secundario estén a la par con el sector oficial en el caso de incumplimiento.

El BCE también ha anunciado que se ha invertido y eliminar reglas de garantías para bonos de la eurozona, siempre y cuando la nación emisora ​​sea "compatible" con los términos del programa de la UE. Todas las operaciones serán esterilizados por el BCE a través de operaciones de ajuste, y el programa se detendrá de inmediato si un país no puede cumplir con su programa fiscal... ¿Y qué pasará en este caso? Esta parte deja los vacíos típicos que envuelven las declaraciones del BCE, el agujero negro por el cual todo se puede ir por el despeñadero. Para despejar dudas, cuelgo parte de la conferencia de Mario Draghi:

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

ShareThis