viernes, 2 de julio de 2010

El desprecio de Richard Nixon hacia Allende

Grabaciones reveladas en Estados Unidos muestran a Richard Nixon -presidente de ese país entre 1969 y 1974- refiriéndose al entonces presidente de Chile, Salvador Allende, como un "hijo de puta" a quien quería "patear el trasero". Las cintas, publicadas en el sitio Nixontapes.org, recogen lo que algunos observadores consideran como una prueba de la implicancia de la CIA en el asesinato de quien fuera comandante en jefe del ejército de Chile, general René Schneider.

Las grabaciones contienen conversaciones de Nixon con altos funcionarios, como su consejero de Seguridad Nacional y luego secretario de Estado, Henry Kissinger, y el secretario del Tesoro, John Connally. En una de estas cintas se escucha cuando Nixon le dice a Kissinger que Allende es un "hijo de puta" y declara su intención de darle "una patada en el trasero". Asimismo, llama "Estado fascista" al Chile que surgió de las elecciones municipales de abril de 1971 en las que triunfó la Unidad Popular de Allende.


El Centro de Investigación Periodísticas Ciper Chile publica un artículo firmado por Peter Kornbluh, en el que se resumen y analizan las trascripciones de las cintas. En ellas se demuestra que las nacionalizaciones emprendidas por Allende fueron gran motivo de preocupación para Nixon. Kornbluh dice que uno de los diàlogos podría constituir el primer reconocimiento del rol de la CIA en el asesinato del general René Schneider.

El periodista se refiere a la conversación entre Nixon y Kissinger, en la que el asesor de seguridad manifiesta: "Los hijos de puta nos están culpando a nosotros (...) Están culpando a la CIA (del crimen del ex ministro del Interior democratacristiano Edmundo Pérez Zukovic)... "Pero la CIA es muy incompetente para hacer eso", añade Kissinger. "Cuando trataron de asesinar a alguien, tomó tres intentos (...) y después de eso vivió tres semanas"... Esta es una clara alusión al asesinato en 1970 de René Schneider, quien falleció luego de tres días de agonía.

"Nada parece haber molestado tanto a Richard Nixon como la decisión del gobierno de Allende de iniciar la nacionalización de las empresas estadounidenses que habían dominado la economía chilena por décadas", comenta Kornbluh. En este punto, Nixon creía que la respuesta de EE.UU. debía ser "cortar a Chile todos los créditos bilaterales, incluyendo los préstamos bancarios para exportaciones e importaciones, bloquear los créditos multilaterales y evitar que Chile renegociara su deuda externa".

Los diálogos muestran la preocupación de que nacionalizaciones como las de empresas de extracción de cobre repercutieran en otros países de América Latina: "El efecto en el resto de Latinoamérica, sin importar lo que escuchemos desde el Departamento de Estado y el resto, va a ser malo para nosotros", manifestó el entonces presidente de EE.UU.

Nixontapes.org es publicado por un grupo de historiadores y ex funcionarios del Departamento de Estado estadounidense. Documentos hechos públicos por el Archivo de Seguridad Nacional de EE.UU. ya habían sacado a la luz las preocupaciones de Washington por el ascenso de Allende a la presidencia de Chile, la cual desempeñó entre 1970 y 1973.

Fuente: Ciper Chile
Publicar un comentario

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

ShareThis