martes, 1 de octubre de 2013

Déficit y austericidio muestran el fracaso de las políticas de la troika

El incremento de los déficit públicos ha dado la más clara muestra del rotundo fracaso de los planes de austeridad implantados por la troika. Toda la ingeniería de estos planes estaba basada en una premisa falsa y la contundencia de este error desastroso ya está fuera de toda duda razonable. Los economistas de la troika que implantaron la austeridad vivían con el dogma que el multiplicador fiscal estaba en torno al 0,5. Este supuesto indicaba que por cada euro de ahorro en el gasto público, el producto real sólo se vería impactado en medio euro. Se pensaba que la fuerza del sector privado supliría con holgura el retiro del sector público de la economía y la haría repuntar, generando empleo a mayor velocidad de la que se destruía. Pero no ha sido así. El retiro de un euro en el gasto público ha impactado en más de un euro el producto final. Este error de la troika al subestimar los multiplicadores fiscales como ha reconocido el economista jefe del FMI, Olivier Blanchard, le está costando una década perdida a Europa, y tal vez a todo el mundo.

Lea el artículo en El Blog Salmón

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

ShareThis