sábado, 21 de diciembre de 2013

El origen privado de los bancos centrales

Uno de los secretos mejor guardados es el origen privado de los bancos centrales. Esta es la clave del nacimiento del sistema financiero que hoy tiene al mundo de rodillas. Y el hecho es que tanto la Reserva Federal, como el Banco de Inglaterra, el Banco Central Europeo o el Banco de Pagos Internacionales son instituciones privadas.

Como señalé en el post anterior, el primer Banco Central de Estados Unidos (1791-1811) nació para hacer frente a las deudas de guerra. Este banco fue creado por Alexander Hamilton, Secretario del Tesoro del Presidente George Washington, quien aplicó la experiencia desarrollada en la fundación del New York Bank en 1784.

Este primer banco central de Estados Unidos se fundó con un capital inicial de 10 millones de dólares, financiados por la venta de acciones. El gobierno federal era propietario de la quinta parte, mientras los restantes 8 millones de dólares pertenecía a inversores privados. El objetivo de Hamilton era hacer de este banco central un gran banco comercial que ayudara al desarrollo de la nación. Su idea era disponer de un importante volumen de capital para facilitarlo a nuevas empresas y por eso este banco fue un éxito. No solo permitió pagar las deudas de guerra sino que generó importantes operaciones comerciales, mucho más grandes que las actividades públicas.

Leer más

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

ShareThis