lunes, 14 de octubre de 2013

Un Nobel de Economía para teorías contradictorias sobre los mercados financieros


Un singular Nobel de Economía es el que ha entregado hoy el comité del premio Nobel al conceder el galardón a teorías bastante contradictorias sobre los mercados financieros. Los premiados han sido Eugene Fama, Robert Shiller y Lars Peter Hansen. Estos tres economistas han sido galardonados "por sus análisis empíricos de los precios de los activos" y, a tenor de las diferentes teorías que cada uno de ellos defiende, el Comité no ha premiado una tesis sobre otra, sino el estudio de cómo se fijan estos precios en los mercados. Ver mi post en El Blog Salmón

"No hay manera de predecir los precios de acciones y bonos para los próximos días y semanas, pero sí es posible prever la evolución amplia de esos precios en periodos más largos, como los próximos tres a cinco años", ha declarado el Comité Nobel en su comunicado. "Estos hallazgos, que pueden parecer sorprendentes y contradictorios, han sido conseguidos y analizados por los laureados de este año", que "han sentado las bases para la comprensión actual de los precios de los activos en función, por una parte, de las fluctuaciones y las actitudes en el riesgo y, por otra, de los comportamientos y las fricciones del mercado".

Por un lado, Eugene Fama, de la Universidad de Chicago y nacido en 1939, destaca por ser uno de los principales promotores de la hipótesis de los mercado eficientes. Esta teoría sostiene que los mercados financieros valoran los activos en su preciso valor intrínseco al incorporar toda la información disponible. A este respecto, su defensa de los mercados eficientes ha quedado bastante desacreditada con la actual crisis financiera, que ha barrido con todas las tesis de "mercados eficientes" .

En el bando opuesto de la supuesta eficiencia de los mercados está Robert Shiller, nacido en 1946. Schiller no duda a la hora de defender que el efecto rebaño y el miedo tienen la propiedad de generar burbujas. Entre sus exitosos libros destaca Animal Spirits, escrito junto a George Akerlof. En esta obra, el profesor en la Universidad de Yale analiza cómo los factores psicológicos e irracionales influyen a la hora de tomar decisiones económicas. En los últimos años el nombre de Schiller ha estado en las quinielas para el Nobel, justamente por su premonitorio estudio sobre la burbuja inmobiliaria y la exuberancia irracional del mercado, publicado el año 2000.

El comité, por último, destacó el aporte econométrico de Lars Peter Hansen, nacido en 1952 y catedrático de la Universidad de Chicago, por crear el Método Generalizado de Momentos. Si los otros dos premiados ponen las tesis, este último aporta las herramientas para evaluar cómo actúan los agentes económicos. Así, entre otras aplicaciones, este marco estadístico permite contrastar modelos de valoración de activos como, precisamente, los de Fama o Shiller. El sistema, por ejemplo, sirve para evaluar el grado de aversión al riesgo, conjugando el análisis estadístico de series temporales sobre el ahorro y el consumo con indicadores económicos y financieros.

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin