sábado, 19 de octubre de 2013

China recobra impulso y crece al 7,8% en tercer trimestre


El crecimiento de China, que dio señales preocupantes de debilidad en el segundo trimestre al crecer 7,5% se aceleró en el tercer trimestre, tomando ventaja de las medidas a favor del crecimiento facilitadas por el gobierno. El producto interno bruto (PIB) de China se situó en una tasa anual del 7,8% en el tercer trimestre. Esta cifra confirma las expectativas sobre el renovado vigor de la segunda economía mundial.

Si bien el crecimiento de China registró el año pasado un 7,7%, su peor desempeño en 13 años, Beijing ha establecido un objetivo del 7,5% para 2013. La desaceleración del primer y segundo trimestre fue aumentado los temores de un aterrizaje brusco de la economía china y esto empujó a Beijing a anunciar "medidas de ajuste" para estimular la actividad, incluyendo exenciones fiscales y la simplificación administrativa. Desde entonces, una explosión de estadísticas alentadoras han atestiguado los efectos de estas medidas.

El comercio exterior de China registró un aumento importante en el verano, después de meses de desaceleración de las exportaciones y disminución de las importaciones. Sin embargo, el gobierno mantiene cautela sobre la fortaleza de la actividad. Las inversiones en infraestructura disminuyeron en septiembre como parte de una serie de señales de que la dinámica del crecimiento a un ritmo del 8 por ciento es insostenible. China crecerá este año en torno al 7,7 por ciento, dos décimas más del objetivo establecido en 7,5 por ciento. El gobierno pronto podría moderar sus medidas de ayuda para frenar una fuerte aceleración de la inflación.

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

ShareThis