sábado, 22 de diciembre de 2012

George McGovern, el héroe que desafió la política de Estados Unidos


Me he enterado de la muerte triste, solitaria y final de George McGovern, ocurrida hace tres meses, en el más completo de los olvidos y con quien la prensa ha sido particularmente mezquina. Su obituario puede verse en The New York Times y The Guardian. Tenía 90 años y fue el candidato a la presidencia de Estados Unidos en 1972, campaña en la cual terminó siendo barrido por Richard Nixon, al obtener 17 votos electorales (Massachusetts y el Distrito de Columbia) contra los 520 de Nixon, el mismo Nixon que dos años más tarde se hundiría tras la depravación y los abusos del caso Watergate.

Dura derrota fue aquella de McGovern. Pero su política no quedó atrapada en esa humillación y siempre fue uno de los más duros opositores a la guerra de Vietnam. En su carrera como senador durante tres períodos se abocó a reducir las desigualdades y ayudar a los más desfavorecidos. Pese a ser héroe de guerra, participó activamente en la abolición del servicio militar obligatorio, el derecho al aborto y el fin de la discriminación racial. Fue un brillante profesor de Historia y Ciencias Políticas en la Universidad de Dakota, y en 1997, Bil Clinton lo nombró embajador ante las Naciones Unidas en el Programa de la Agricultura y Alimentación (FAO). El año 2002, el presidente Clinton le otorgó la Medalla Presidencial de la Libertad, el honor civil más alto en Estados Unidos.

Así como fue opositor a la guerra de Vietnam, también lo fue de la guerra de Irak, y en este artículo publicado en The Washington Post en enero de 2008, pedía un juicio político contra George Bush por los crímenes cometidos y por mentirle al mundo una y otra vez respecto a la situación de Irak y sus "armas de destrucción masiva". McGovern alzó la voz de un valiente mientras otros callaban, e hizo pública su denuncia en ese artículo que reproduje en este post. Criticó el despilfarro en armamento de George Bush y advirtió de las duras consecuencias que tendría para la economía mundial. Así y todo, murió en total olvido.
Publicar un comentario

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin

ShareThis